Marx. Socialista revolucionario

Este folleto señala los hilos clave del pensamiento de Marx y los expone al lado de una descripción de cómo Marx se desarrolló políticamente. Empezando de los tempranos días estudiantiles de Marx, considera cómo los pensadores radicales de la época empezaban a ver que la sociedad y la vida se basaban en la realidad material, para luego trazar el desarrollo de Marx por la ruta del materialismo histórico. Nunca da la impresión de que Marx fuese meramente un filósofo. Citando las palabras famosas de Marx —“los filósofos sólo interpretaron el mundo; de lo que se trata es de transformarlo”— nos revela un Marx inmerso en las actividades combativas de la época, ayudando a crear la Primera Internacional y participando en sus reuniones. Muchos de los escritos de Marx surgieron de estas actividades: el Manifiesto Comunista es el mejor ejemplo. Pero también nos muestra cómo la experiencia de la Comuna de París ayudó a Marx a desarrollar sus teorías del Estado y de la organización política.

MIKE GONZÁLEZ (2005)

(más…)

Cómo funciona el marxismo

Existe un mito muy difundido: “el marxismo es complicado”. Este ha sido propagado por los enemigos del socialismo –Harold Wilson, dirigente laborista británico, se ufanaba de nunca haber ido más allá de la primera página de El Capital. Y es un mito que también ha sido respaldado por un tipo particular de académicos, que se dicen “marxistas”: ellos deliberadamente utilizan frases oscuras y expresiones místicas, con el fin de dar la impresión de que poseen un conocimiento especial, negado a otros. Por lo tanto nada hay de sorprendente, en que muchos socialistas que trabajan 48 horas semanales en fábricas, minas y escritorios, acaben concibiendo al marxismo como algo que nunca tendrán tiempo u oportunidad de entender. En realidad las ideas básicas del marxismo son particularmente simples. Ellas explican, como ningún otro conjunto de ideas consigue hacerlo, la sociedad en que vivimos.

CHRIS HARMAN (1979)

(más…)